Santiago. El peso chileno cerró la sesión de este martes en su máximo nivel en más de tres años frente al dólar, impulsado por una fuerte alza en el precio del cobre, el principal envío del país, y un retroceso de la divisa estadounidense en los mercados externos.

Al término de la sesión, el peso subió un 0,35% a 597,00 unidades por dólar comprador y 597,30 unidades vendedor.

Durante el 2018, el peso acumula un avance del 2,95% frente a la divisa estadounidense, que se compara con una apreciación del 9,13% que registró al cierre del año pasado.

Los futuros del cobre subían por segundo día consecutivo tras tocar mínimos de dos meses la semana pasada, y escalaban alrededor de un 2,5% en la Bolsa de Metales de Londres estimulados por la caída global del dólar.

En tanto, la divisa estadounidense se depreciaba en alrededor de un 0,6% contra una canasta de monedas de referencia y perdía cerca de un 0,5% de su paridad con el euro.

Las transacciones electrónicas en el mercado cambiario local llegaron a alrededor de US$1.290 millones contra los US$957 millones negociados en la jornada anterior.