Chicago. Fiat Chrysler anunció una inversión de más de US$1.000 millones en una planta de Michigan para trasladar su producción de camionetas Heavy Duty de México a Estados Unidos en 2020.

El fabricante de autos italiano-estadounidense confirmó que la inversión tendrá como fin modernizar la planta de ensamblaje de camiones de Warren en Michigan.

La compañía producirá en la planta la próxima generación de camionetas Ram Heavy Duty, actualmente fabricados en Saltillo, México.

Fiat Chrysler tomó la decisión tras la decisión del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de retirarse del Tratado de Libre Comercio de América del Norte o revisar el acuerdo. La aprobación de la reforma fiscal de Estados Unidos también motivó la decisión.

La planta de Michigan añadirá 2.500 nuevos empleos en Estados Unidos para apoyar la producción de las camionetas de trabajo pesado.

Trump elogió anoche la decisión de la automotriz y publicó en Twitter que "Chrysler moverá una planta masiva de México a Michigan, lo que revierte años de la tendencia opuesta. Gracias Chrysler, es una decisión muy sabia".

La planta de Michigan añadirá 2.500 nuevos empleos en Estados Unidos para apoyar la producción de las camionetas de trabajo pesado, indicó la compañía.

La compañía también confirmó que pagará un bono especial de US$2.000 a alrededor de 60.000 empleados por honorarios y por contrato en Estados Unidos, excluyendo altos funcionarios, en el segundo trimestre de este año.