Una disminución de 12,75% de su mano de obra, experimentó en 2016 la industria salmonera chilena, debido a la crisis del llamado "bloom de algas", o también conocido como FANs, fenómeno que a través de las algas produce el bloqueo de las branquias epiteliales en los peces y provoca su muerte.

Esta es la grave conclusión del último reporte sobre sustentabilidad del gremio SalmonChile, la actividad económica más relevante para la zona sur austral del país (Región de Los Lagos, Región Aysén del General Carlos Ibáñez del Campo y Región de Magallanes y de la Antártica Chilena) y una de las más importantes a nivel nacional. 

La cantidad de empleados por la actividad salmonera sumó 61.632 el año pasado, en circunstancias que hace dos años era de 71.178 personas.

Junto con lo anterior, el documento reveló que se produjo una menor producción de salmones durante 2016. Durante 2015, la industria alcanzó una producción de 834.168 toneladas de salmónidos, pero el año pasado se produjeron solo 727.812 toneladas, o sea, una disminución que llegó al 12,75%.

El proceso de mortalidad de los peces también arrojo cifras preocupantes. El informe reveló un aumento en la mortalidad de los salmones, desde 4,9% de peces muertos por cada 100 cultivados, en 2015, a 6,9% de salmones muertos por cada 100 cultivados, durante el periodo 2016.

Avances

En lo que sí se vio una mejora fue en la reducción del uso de antibióticos. Mientras que en 2015 se utilizaron 516 gramos de antibióticos por cada mil kilos de salmón cosechado, la temporada pasada se usaron 452 gramos de antibióticos por esa misma cantidad de cosechas salmoneras. Según el informe publicado por SalmonChile, las firmas asociadas al gremio que más bajaron el consumo de antibióticos fueron: Salmones Friosur , Salmones Caleta Bay, Salmones Austral, Blumar, Los Fiordos y AquaChile.

A través de un comunicado, el presidente de SalmonChile, Felipe Sandoval, destacó que "nos pone contentos que exista una reducción en el uso, ya que como industria mejorar la salud de los peces y el bienestar animal es algo prioritario".

Por otro lado, la implementación de procesos y tratamientos antiparasitarios, que se utilizan para combatir el caligus (ectoparásito que afecta el bienestar de los peces), mostró un aumento en su uso. En 2015 su utilización 6,52 gramos por cada mil kilos de salmón cosechado, y el año pasado se usaron 7,52 gramos por la misma cantidad producida.

El desarrollo económico de la Industria salmonera es de gran relevancia para el sur de Chile, pues es motor de generación de grandes números de empleos regionales. Hoy dicho sector cuenta con más de 61 mil personas, de los cuales 20 mil son trabajadores directos y 41 mil indirectos. Además, de tener una alta presencia de empleabilidad entre mujeres y jóvenes.